Notas de prensa - Entrevistas

18 agosto 2021

Entrevista al director de Mecasonic España, expositora de Equiplast 2021

Fabrizio Di Manno: "Todo indica una vuelta a la estabilidad para el año 2022"

Mecasonic es una empresa líder en soldadura de termoplásticos, corte textil y alimentario. Con una trayectoria de más de 50 años, Mecasonic se caracteriza por la seriedad de sus soluciones técnicas y un servicio de atención al cliente eficiente. Desde el año 2000, forma parte del grupo Crest Ultrasonics, siendo así la mayor empresa privada en la industria de los ultrasonidos. Fabrizio  Di Manno es el director de Mecasonic España.
 
Pregunta: ¿Cómo ha evolucionado el sector y su empresa en todo este tiempo?
 
Respuesta: La empresa siempre ha tenido una visión enfocada a buscar soluciones de unión de termoplásticos realmente industriales para los requisitos de un gran abanico de clientes de diferentes sectores. En 1969, todo empezó con los ultrasonidos, porque el sector naciente de los termoplásticos necesitaba un proceso de unión rápido y sin pegamento.
 
Pero la tecnología de inyección evolucionó permitiendo hacer piezas de mayores tamaños. Entonces, ya que el sistema ultrasónico era limitado a piezas pequeñas, se tuvo que desarrollar o perfeccionar otros procesos como el de la soldadura por placa caliente y por vibración.
 
Luego llegaron los requisitos de limpieza de soldadura, así que desarrollamos el FREEDWELD, un sistema usando los infrarrojos con posibilidades de geometrías en 3D.
 
Hoy, es el láser el que centra el interés, sobre todo para los criterios estéticos. ¿Mañana? Ya estamos en ello, pero es pronto para comentarlo…
 
En estos momentos, ¿qué hace diferente a Mecasonic del resto de compañías del sector?
 
La cercanía con sus clientes siempre fue la filosofía de la empresa desde el primer día, visión que también aplicamos en España. Concretamente, Mecasonic España SA no es una oficina de ventas que, en algunos casos, subcontrata diseños o mecanizados a terceros localmente, sino que tenemos nuestra propia autonomía y aprovechamos comunicaciones a diario con las plantas en Alemania y Francia.
 
Los clientes en España pueden contar con una verdadera estructura, con:
 
. oficina técnica (solidworks, camworks, eplan…), 
. laboratorio multi-tecnologias (ultrasonidos, placa caliente, vibración, infrarrojos, rotación, heatstacking..) para ensayos y validaciones, 
. taller de mecanizado de último nivel, (fresadora 5 ejes, torno CNC, almacén automático, …) dedicado solo a la construcción de los utillajes.
. servicio postventa para formaciones, reparaciones y asistencia en plantas
 
¿Así que cómo nos destacamos? Pues dando respuesta una respuesta eficaz e industrial.
¿Cómo valoran su integración en el grupo Crest Ultrasonics?
 
En los años 80, Mecasonic SA entendió que estar sola y en un único país limitaba su desarrollo, así que muy pronto firmó un acuerdo con KLN, una empresa alemana, permitiendo así crear una sinergia en Europa antes que nadie. Mecasonic podía así vender sus ultrasonidos en la República Federal Alemana y aprovechar la maquinaria alemana para sus mercados.
 
El grupo Crest fue una oportunidad para tener un mayor alcance a nivel mundial. Nuestro propietario, James Michael Goodson, que logró ser líder en la limpieza por ultrasonidos, decidió comprar empresas del sector de la soldadura por ultrasonidos para convertirse hoy en la mayor empresa privada del sector ultrasónico. 
 
En España, la situación fue diferente, ya que Mecasonic siempre fue un primer actor, ya que empezamos como distribuidores en los años 70 y nos transformamos en filial en 1984. Así que aquí actuamos más como una guía para el grupo y como formadores para lanzar otra marca que nunca había logrado estabilizarse en la Península.
 
A cambio, Crest nos permitió inversiones para hacer crecer la entidad catalana pasando de una pequeña filial a un centro de fabricación con autonomía. En este sentido, hay que destacar que Crest está al mando desde hace más de 20 años y, hasta hoy, los resultados parecen alcanzar las exigencias del propietario.
Estamos viviendo un escenario complicado desde la aparición del coronavirus, ¿cómo está viviendo Mecasonic este periodo tan complejo?
 
El sector de la automoción se congeló con la pandemia, pero, a cambio, otros sectores compensaron la caída de inversiones. Es cierto que tuvimos que cambiar la organización de los horarios y de algunos puestos de trabajo, pero en nuestro caso este virus no afectó a los resultados.
 
Dada su experiencia, ¿en qué estado se encuentra el sector del plástico español?
 
Como comentaba antes, el sector de la automoción está algo parado en temas de inversiones inmediatas, y España es un país donde la fabricación de coches tiene un peso importante, así que no está en su mejor momento. Pero ya hay señales de nuevos desarrollos, y todo indica una vuelta a la estabilidad para 2022.
 
¿Y a nivel internacional?
 
Para nosotros, en Asia y en Estados Unidos, ya hemos alcanzado velocidad de crucero. En Francia y Alemania, se han vuelto a niveles satisfactorios. Eso sí, los mercados latinoamericanos no son tan dinámicos como se esperaba… Vamos a ver cuándo arranquen. 
 
¿Creen cercana la recuperación, una vez superada la pandemia?
 
Sí, aunque habrá un poco de complicaciones por la falta de componentes y materias primas. Pero no vemos señales negativas para 2022.
 
Por último, ¿qué esperan de su participación en Equiplast 2021?
 
En primer lugar, queremos apoyar iniciativas como Equiplast para animar el mercado y seguir avanzando, por lo que creemos que estar presentes nos permite estar ligados a la actualidad del sector. De forma general, el dinamismo español es algo relevante, por lo que queremos estar asociados a eventos como Equiplast, de envergadura internacional.
 
Barcelona, 18 de agosto de 2021
 
Edu Pérez Moya
93 233 21 66
eperezm@firabarcelona.com